martes, 7 de diciembre de 2010

DE UNA MATRIZ AUTORITARIA


Gonzalo Gamio Gehri


Finalmente, el fujimorismo presentó su plancha presidencial. Keiko Fujimori para la presidencia, Rafael Rey en la primera vicepresidencia y Jaime Yoshiyama para la segunda. Se trata de una propuesta que – a juzgar por las monocordes declaraciones de su lideresa – sólo promete una especie de retorno a la década de los noventa - una época visiblemente autoritaria en lo político -, la impunidad del padre y un cada vez más tímido “deslinde” con las prácticas fujimontesinistas.

No pocos consideramos que los nombres en la plancha fujimorista permiten reconocer una toma de posición clara por parte de los candidatos señalados. Yoshiyama vuelve a la política luego de ser derrotado – en la década anterior – por Alberto Andrade en la carrera hacia la alcaldía de Lima. La inclusión de Rafael Rey en la lista hace explícito lo que hace mucho se sospechaba: la proximidad de Rey con el “espíritu fujimorista” y acaso la afinidad del conservadurismo católico (que representa políticamente) con el proyecto autoritario que encarnó el fujimorismo en los noventa. Ha asumido expresamente los puntos de vista del militarismo y del tradicionalismo religioso en cuestiones de derechos humanos, salud y educación, característicos de la derecha tradicional peruana. Su postura favorable al 5 de abril, su apoyo a la Ley de amnistía bajo el fujimorato, así como su encono contra el trabajo de la CVR y las políticas de derechos humanos en sus gestiones como congresista y luego como ministro, lo ubican ideológica y programáticamente muy cerca del fujimorismo y su agenda antiliberal y contrapluralista.

Iniciada la campaña, habrá que ver qué movimientos realizará la tienda fujimorista. Más allá de cierto sector del electorado que asume una actitud complaciente con los temas de la corrupción y los crímenes perpetrados bajo el régimen de Fujimori, a la vez que se siente seducido por el mito de la “eficacia”, la candidatura de Keiko tiene serias resistencias en otro sector de la opinión pública que recuerda bien las violaciones al Estado de derecho, los vladivideos y la precariedad de las instituciones democráticas en aquella década autoritaria. Muchos ciudadanos consideran que la candidata no exhibe ninguna credencial más allá del ADN Fujimori y la espuria promesa de una ilegal liberación del ex presidente; hasta donde se sabe, Keiko Fujimori no se ha destacado por su actividad legislativa ni por su asistencia al Congreso de la República, ni por la calidad de sus intervenciones. Su record parlamentario es controvertido. Mientras Luciana León – por poner un ejemplo de una parlamentaria no reconocida por sus habilidades retóricas - es identificada por su apoyo a leyes que favorecen las actividades artísticas y los espectáculos en el Perú, A Keiko Fujimori no se le asocia a ninguna iniciativa parlamentaria importante. No queda claro qué clase de experiencia política puede ostentar para tentar la Presidencia del Perú…fuera de las meras consideraciones dinásticas, claro está. Uno se pregunta si realmente las decisiones políticas de este grupo se toman en la Dinoes o en otro lugar.

En fin. No extraña que esta candidatura esté perdiendo fuerza, mientras que otras van creciendo. La pobreza del discurso, la carencia de ideas y el record negativo del fujimontesinismo están pasando la factura. Queda por evaluar la percepción de la ciudadanía respecto de los nombres que conforman esta lista presidencial. Mi opinión es que se va decantando una propuesta electoral que proviene de una manifiesta matriz autoritaria.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Me parecen muy acertadas sus apreciaciones del Fujimoris y esta PSeudo Alianza con Rafael Rey. Gonzalo fui alumno tuyo en el Iset y me enseñaste Folosofia en uno de tus temas hablaste sobre Marx y el trabajo enajenado y solo unpoco del capital, pero con lo que me quede fue un comentario que hiciste sobre que Marx no fue Marxista siemrpe he querido sostener con argumentos esa postura y me faltan elementos quisiera que me los puedas dar para poder tener una mejor postura, te lo digo a razon de que hable sobre esto con un historiador y quisiera seguir sosteniendola claro si es razonable, espero me puedas ayudar y seguir ampliando mi conociemento filosofico. PD: mi correo es rprm21@hotmail.com

Anónimo dijo...

Foi muito interessante de ler. Eu quero citar seu post no meu blog. Pode? E você et uma conta no Twitter?

Alonso Campos dijo...

Gonzalo: me dio gusto leer este artículo y lo he revisado con sumo interés. Sobre la temática, como diría Mauricio Mulder, Rafael Rey ha vuelto a sus verdaderas bases ideológicas y políticas. Son aliados naturales y de nacimiento. Eso no deja mayores dudas. Era impensado que se fuera con el APRA, sabiendo su discrepancia con Aráoz. Aunque no es necesariamente lo que has mencionado pero tiene mucho en común, hace poco en Chile se quiere implementar una reforma educativa escolar. El Ministerio de Educación, dirigido por Joaquín Lavín un Opus Dei así como Rey, ha decidido reducir las horas de historia y canjearlas por matemáticas (y creo también por razonamiento verbal) porque considera que los números son más urgentes. Definitivamente, este cambio ha generado el rechazo de la población, tendré que revisar periódicos al respecto. Te paso la voz porque de seguro que será una medida a aplicar si Keiko llega a gobernar, siendo su única experiencia política ser primera dama lo que no significa absolutamente nada. Un católico coherente no debería apoyar a alguien que despreció a su madre por el poder político de su padre. Si encuentro más noticias de lo de Chile te pasaré la voz. Resulta interesante especialmente de un ministro que pertenece a una organización que apoyó a Pinochet y Franco en sus respectivas dictaduras en Chile y España. Saludos. Espero que tengamos ocasión de conversar pronto.

Alonso Campos

José André dijo...

Hola Gonzalo: Después de algún tiempo comentando uno de tus post. Creo que estas elecciones presidenciales va a tener una mejor calidad de debate, si es que tomamos como referencia lo sucedido en las municipales. Será bueno la organización de debates como en esa oportunidad. Con ello, creo que será más evidente lo que mencionas respecto a la candidatura de Keiko.

Lo que sí me temo, es la calidad de congreso que se pueda formar. Todas las vistas están en la elección presidencial, lo cual hace (y me temo que si no se corrige, esto puede ser peor aún) que la congresal casi ni se mencione elevando la probabilidad de contar más con un club de negociaciones y votos que con representantes de calidad.

aldo dijo...

me parece increible la posicion de vargas llosa al llegar a suelo peruano luego de su periplo por suecia. decir que humala, posiblemente, ya no represente un peligro para el peru es una locura. humala sigue siendo el mismo izquierdista de puño en alto con ideas castristas y chavistas que lo unico que hara es tumbarse todo el avance politico y economico que hemos logrado hasta hoy. y de alli a atacar ferozmente a keiko, que no es de mi agrado, equiparandola con lo peorcito, tampoco es para tanto. puede ser que represente un peligro politico mas no economico. lo que debemos proteger los proximos años es nuestro horizonte economico para vencer a la pobreza y crecer sostenidamente. el hecho que keiko se alie con rey (tengo referencias de que es muy solidario con gente necesitada) es un error por su saltimbanquería politica y su fuerte caracter. pero ya es hora de un poco de mano dura para la delincuencia.